Me he tirado a la piscina de linux

septiembre 15, 2006

Hace tiempo que tenía ganas.

Lo que ocurre es que partía de una experiencia negativa bastante frustrante y me daba mucha pereza volverlo a intentar.

Ubuntu ha sido el detonante.

Todo el mundo está hablando muy bien de esta distribución.

Yo creo que va a mejorar de forma espectacular de aquí en adelante.

Pero ahora mismo ya está empezando a hacerle sombra al omnipresente Windows.

Yo tengo muy poca idea.

Y aquí estoy… ¡Todavía no salgo de mi asombro…!

Todo ha sido muy sencillo. La conexión a internet fue atomática. La navegación muy bien con el Firefox que, por otro lado, es mi navegador predeterminado desde hace tiempo. El sonido y la imagen sin problemas. El correo electrónico con Evolution. La escritura con el OpenOffice… Prácticamente uno se olvida de que está en un sistema operativo diferente.

Ha habido algún problemilla que ya contaré. De hecho, me temo que voy a hablar mucho de Ubuntu de aquí en adelante…

Yo no me atrevo a decir que soy más libre. Tengo todavía mucho miedo de que no me haga con la multimedia… pero lo que sí estoy seguro es que no voy a volver a Windows. Soy un poco radical en mis propuestas. Y si hay muchos que, estando en linux no cambian de s.o. porque no lo necesitan… ¿por qué no voy a poder ser yo uno de ellos? Si hace falta se hace menos multimedia y ya está… Creo firmemente en el software libre. El problema es que este software libre tiene que ser sencillo de manejar y de calidad. Ubuntu lo está consiguiendo.

Me he tirado a la piscina de linux. Veremos si me ahogo o aprendo a nadar.

En todo caso, es una garantía contar con el apoyo de expertos amigos que siempre están dispuestos a echar una mano.


Mi blog de poesía

septiembre 3, 2006
Desde hace algunos años vengo recopilando los poemas trabajados en el aula con los alumnos de la antigua EGB, con adultos más tarde, e incluso con la enseñanza del español como lengua extranjera.

Mi enfoque con la poesía (no soy de letras…) es literario, oral, rítmico, musical,… cuando ha habido que hacer un estudio formal del poema, se ha hecho, pero mi interés ha sido, fundamentalmente, de carácter estético. Así, nos hemos aprendido poemas de memoria para recitar en voz alta y, a veces, los hemos recitado en los sitios más propicios. Por ejemplo el soneto del ciprés de Silos delante del mismo ciprés en el claustro del monasterio, los poemas de Gerardo Diego en las orillas del Duero a su paso por Soria, o alguno de los poemas de Lorca en el museo de su casa natal en Fuentevaqueros. De esto último, guardo un recuerdo muy especial: unos 70 chavales metidos en la casa como podíamos para vernos y oirnos todos, recitando a coro la “Baladilla de los tres ríos” rodeados de algunos turistas alemanes sorprendidos por el inesperado concierto…

Coincido con mis compañeros del Tinglado en que la poesía hay que trabajarla mucho más en las aulas.

A veces, me he servido de musicaciones de los poemas para acercar la obra de manera más eficaz. Y nos hemos aprendido el poema… con la canción o… por la canción…

No sabía muy bien qué formato elegir para publicar el trabajo éste. Primero había pensado (ya lo tenía muy avanzado) hacerlo en una página web y con alguna indicación sobre actividades para trabajar, al menos, algunos de los poemas… Finalmente me he decidido por hacerlo a través de un blog que permite la inclusión constante de nuevos elementos de manera sencilla y, he dejado para mis compañeros linguistas del Tinglado, las propuestas de actividades de explotación didáctica.

Debo decir también que, aunque los primeros poemas, venían de una experimentación en el aula con adolescentes o adultos, poco a poco, he ido añadiendo algunas obras que no he trabajado previamente… En estas últimas incorporaciones no he querido ponerme ninguna traba y he metido poemas o musicaciones que, simplemente, me han gustado previamente a mí, sin ningún otro criterio. Es por esto, que el profesor que quiera emplear alguna de las obras, tendrá que hacer su elección personal en función del grupo concreto de alumnos con el que vaya a trabajar.

El blog lo he denominado Antología poética multimedia y, como prueba de las últimas incorporaciones, pongo estos poemas de Neruda en un reproductor de Jeroen Wijerin del que ya hemos visto su último lector mp3. Esto es una versión anterior con la imagen del famoso reproductor Ipod de Apple y que he conocido por nuestro experto de multimedia José María Campo.